Nueva Ley de Estiba de mercancía

ley de estiba

La nueva regulación sobre la estiba acaba con el vacío que existía respecto a cómo debemos cargar las mercancías en los vehículos. Hasta ahora, prácticamente no existía ninguna regulación sobre cómo asegurar la carga sobre un camión.

Cambios en la Nueva Ley de Estiba

La principal novedad respecto a la ley anterior es que la nueva es mucho más específica. El nuevo decreto también responde a la necesidad de equiparar la normativa a la Directiva europea 2014/47 EU, facilitando el cumplimiento para el transporte internacional terrestre, otorgándole un marco común. Es necesario subrayar la importancia que tiene una correcta estiba en la seguridad de las carreteras.

Inspecciones

Se utilizarán para comprobar que se cumple con la nueva normativa. La nueva ley de estiba planea comprobar el 5% del total de los vehículos matriculados en España anualmente.

Las inspecciones se van a realizar sin aviso previo y sobre todo a empresas, ya que son muy importantes en el transporte de mercancías. En la inspección se encargarán de comprobar el último certificado de inspección técnica. También de realizar una inspección visual del vehículo y de la sujeción de la carga, además de los controles técnicos que consideren oportunos.

Se contará con unidades móviles de inspección. O también se podrá acudir a la ITV más cercana, a fin de escrutar los aspectos más técnicos y se podrán valorar cosas como el equipo de frenado, la dirección, la visibilidad, el estado del chasis, las emisiones, etc.

Respecto a la estiba,  en la nueva ley, se especifican los aspectos técnicos y las normas aplicables para una correcta carga. También habla del reparto de cargas máximas de eje autorizadas, de las mínimas también y de los requisitos de elementos como puntos de amarre frontales y laterales, resistencias de las lonas, sistemas de inmovilización, enganches, etc.

La nueva ley de estiba sugiere la utilización de fichas de estiba homologadas, como es el caso de las HDZ. Será el transportista el que deba presentarlas en el caso de que se haya pactado que sea él quien realice la carga -o se realice así por uso o costumbre.

Estas fichas también especifican el vehículo que está siendo usado y los requisitos sobre el número de cintas de amarre a usar, la técnica empleada, los útiles necesarios, el trincaje, la tensión necesaria para contrarrestar las fuerzas de aceleración y desaceleración, etc.

Deficiencias

La nueva ley de estiba tiene tres niveles de gravedad en las deficiencias de la estiba:

  • Deficiencia leve: Aquellas en las que la carga está sujeta correctamente pero sería posible formular recomendaciones en materia de seguridad.
  • Deficiencia grave: Cuando la carga no ha sido sujetada suficientemente y exista la posibilidad de un vuelco o desplazamiento significativo de toda o de parte de la misma.
  • Deficiencia peligrosa: Deficiencias que pongan en peligro directo la seguridad del tráfico. Esto puede ser debido a la pérdida de la carga o de partes de la misma, ya sea por un peligro derivado directamente de la carga o por poner en peligro de forma inmediata a las personas.

Esta normativa afectará de forma transversal a diversas materias, como la prevención de riesgos laborales, la responsabilidad civil, laboral e incluso penal por los daños derivados de una inadecuada estiba. Y al amarre de las mercancías, que le corresponderán según los casos al transportista, al cargador o al expedidor.

Ventajas de contar con un sistema de gestión de flotas.

conducción eficiente

Poder contar con un sistema de gestión de flotas hace mejorar la eficiencia y la productividad de una empresa. Es el objetivo que toda compañía persigue, independientemente del sector.  Más de la mitad de las empresas no dispone de ningún software de gestión de flotas, en lo que al sector logístico se refiere.

¿Para qué sirve el sistema de gestión de flotas?

Su principal función es poder controlar y optimizar la utilización de la flota de vehículos comerciales que disponga la empresa. Aporta datos que permiten facilitar su localización, mantenimiento y estado. Es de gran utilidad para asignar tareas en tiempo real, sobre todo en caso de robo o avería.

Dependiendo del software a emplear, la empresa puede obtener información para reducir el consumo de combustible, los tiempos muertos y planificar rutas. Es decir, ofrece ventajas competitivas sobre costes y permite diferenciarse de su competencia.

Funcionalidad del sistema de gestión de flotas

Pueden incluir detalles del kilometraje, funciones de seguimiento y calidad en la conducción de vehículos. Esto es bastante práctico para controlar las multas y fundamental para los casos de transporte de mercancías peligrosas, frágiles y biosanitarias.

Permite incorporar sistemas de alertas via e-mail o SMS sobre ciertas incidencias. Incorpora también accesorios como sensores de temperatura de carga, apertura de puertas o nivel de tanque de combustible. También para el bloqueo del motor o identificación del conductor. Además de módulos para gestionar el mantenimiento de la flota.

Sostenibilidad del sistema de gestión de flotas

Ofrece la posibilidad de tener en cuenta consideraciones medioambientales enfocadas a proveer una conducción eficiente. Puede contribuir a la reducción de emisiones de CO2, reduciendo el tiempo de ralentí o la búsqueda de rutas más cortas.

Los sistemas de gestión de flotas ofrecen informes detallados. Estos permiten analizar la información e introducir mejoras en la competitividad de la empresa.

Cualquier empresa con flota de vehículos puede beneficiarse de las ventajas de un sistema de gestión de flotas. Actualmente, donde más prolifera su implantación es en el transporte de mercancías por carretera. También en la mensajería, los vehículos de servicio público, de fuerza de ventas o de servicio técnico.

¿Cómo realizar una conducción eficiente en camiones?

eficiente

El transporte es uno de los sectores que mayor consumo energético y emisiones de CO2 genera. Por ello conducir de forma eficiente y  reducir el consumo energético es necesario para mejorar la sostenibilidad y la competitividad. 

Conducir de forma eficiente requiere una serie de técnicas, que si las unes con una actitud del conductor adecuada, dan como resultado un estilo de conducción que ahorra combustible y reduce las emisiones al medio ambiente, además de mejorar la seguridad.

Si el conductor está más tranquilo, logra una conducción más confortable y menos estresante. Se minimizan los riesgos, la gravedad en los accidentes y la reducción de costes de mantenimiento del camión.

Consejos para conducir de forma eficiente

  • Debes conocer todas las características de tu vehículo, cómo se comporta, la potencia máxima, manejar todos sus sistemas, etc.
  • A la hora de arrancar, no pisar el acelerador y dejarlo al ralentí durante un minuto aproximado.
  • Cuando el motor esté frío, acelerar suavemente, hasta alcanzar la temperatura óptima.
  • Los cambios de marcha realizarlos en la zona de par máximo y mantener el régimen del motor igual.
  • Hay que evitar acelerar y frenar innecesariamente y mantener una velocidad estable.
  • Debes aprovechas las inercias del vehículo. Si pisamos el acelerador consume combustibles, por ello hay que aprovecharse de las inercias para que el camión avance.
  • Intenta evitar frenar. Para decelerar el vehículo, levanta el pie del acelerador y aprovecha la inercia del vehículo lo máximo posible.
  • si vas a parar más de dos minutos, apaga el motor. Es recomendable dejar el vehículo al ralientí durante unos segundos, antes de apagar el motor.
  • Prepárate con tiempo la ruta que vas a seguir. Prevé el tráfico y anticípate a las interrupciones de tráfico.
  • Intenta evitar las horas de mayor afluencia de tráfico.

Tener en cuenta estos consejos puede dar lugar a un ahorro del consumo, además de aumentar la vida del motor y de reducir los costes de mantenimiento.

 

Cisternas para el transporte de mercancías peligrosas

cisterna

Una cisterna es un depósito que incluye sus equipos de servicio y estructura y que sirve para el transporte de materiales ya sea líquidos, gaseosos o sólidos. Cuando hablamos de cisterna nos referimos a  los contenedores cisterna, las cisternas portátiles, las cisternas desmontables y las cisternas fijas, así como las cisternas que constituyen elementos de vehículos batería o de CGEM.

Se utilizan para transportar líquidos y gases, pero hay veces que también para transportar sólidos.  Cada mercancía peligrosa exige unas condiciones especiales para sus cisternas, aunque existen cisternas de uso múltiple para mercancías de características similares.

Clasificación de las cisternas

  1. Según los materiales con los que está construida: Los materiales de construcción deben ser apropiados, teniendo en cuenta la cantidad de materias peligrosas que existen. Pueden ser de acero inoxidable, acero al carbono, aluminio y materiales plásticos.
  2. Según su número de compartimentos o depósitos: Si es de varios depósitos normalmente se utilizan para transportar líquidos. Dispondrán de una o varias entradas o salidas con unas características, dimensiones y formas diferentes atendiendo al uso al que se les va a destinar.  Si es de un solo depósito normalmente para el transporte de gases.
  3. Según su sistema de aislamiento térmico: Puede ser sin aislamiento, con aislamiento por recubrimiento y con aislamiento mediante cámara envolvente al vacío para conseguir una más completa isotermicidad.

Tipos de cisternas

  • Cisterna fija: Tiene una capacidad superior a 1000 litros que está fijada sobre un vehículo o que forma parte integrante del chasis de tal vehículo.
  • Cisterna desmontable: Tiene una capacidad superior a 450 litros y  no ha sido concebida para el transporte de mercancías sin operaciones intermedias de carga y descarga y que, no puede manipularse más que cuando está vacía.
  • Vehículo-cisterna: Construido para transportar líquidos, gases, o materias pulverulentas o granuladas y que comprenden una o varias cisternas fijas.
  • Cisterna portátil: Una cisterna multimodal con una capacidad superior a 450 litros según las definiciones del capítulo 6.7 o del Código IMDG, indicada por una instrucción de transporte como cisterna portátil (código T) en la columna (10) del tabla A del capítulo 3.2.
  • Vehículo batería: Incluye elementos unidos entre ellos por una tubería colectora y montados de manera permanente a este vehículo.
  • Cisterna cerrada herméticamente: Destinada al transporte de líquidos con una presión de cálculo de al menos 4 bar, o destinada al transporte de materias sólidas cualquiera que sea su presión de cálculo cuyas aberturas están cerradas herméticamente.
  • Cisterna para residuos que operan al vacío: Una cisterna fija, una cisterna desmontable, un contenedor cisterna o una caja móvil cisterna utilizado para el transporte de residuos peligrosos. Está construida o equipada de forma especial para facilitar el llenado y la descarga de los residuos.
  • Contenedor: Tiene un carácter permanente y es, por tanto, lo suficientemente resistente para permitir su reiterada utilización.
  • Contenedor cisterna: Se utiliza para el transporte de materias gaseosas, líquidas, pulverulentas o granulares . Tiene una capacidad, superior a 0,45 m3 (450 litros), cuando se utiliza para el transporte de gases.
  • Contenedor de gas con elementos múltiples (CGEM): comprende elementos que están conectados entre ellos por una tubería colectora y montados en un cuadro.